27 de abril de 2010

OLVIDADA Y CARCOMIDA

La falta de Amor corroe , pudre, vara el alma.
Como la barca cuyo dueño abandona.
En el río hay peces de colores.
El pescador ha muerto, ahito de vacío.
Sin esperanza.
La barca duerme el sueño de la muerte.
Escucha lo que susurra el aire,
en el silencio de la tarde,
cuando el murmullo del agua se hace canción,
y el Amor llama:
Jesús, constituyó a Doce para que estuvieran con Él
y para enviarlos a predicar.
Repara, si a caso, tu barca.
Puedes...
Y deja que el Pescador te enamore.
Que la esperanza rebrote.
Y, en silencio audaz, navega.
Te esperan miles de peces de colores.
Enardece tu alma en la oración y...
Contemplata, aliis tradere.
No hay más secreto.
Y se romperán, también hoy, las redes.

4 comentarios:

Eos dijo...

Me gusta mucho esta poesia ;-)

caminante dijo...

Muchas gracias, Eos. Me alegro. Y máspor tu llegada a mi Blog.
Un saludo.

caminante dijo...

Eos, pena no poder dejar comentarios en tu Blog. O quizá no sé hacerlo.
Impresionante el vídeo último. Y la historia del Violinista. Y tantas cosas.
No te importe. Somos una pequeña lucecita. Quizá insigificante. Pero es mejor que maldecir las tinieblas.
No duces, lo que haces por amor de Dios da fruto siempre. Aunque no lo veas.
Envidio tu sacerdocio joven y enamorado.
Un fuerte abrazo.

Katia dijo...

"Não dá mais pra voltar, o barco está em alto mar
Não dá mais pra voltar, o barco está em alto mar

Não dá mais pra negar
o mar é Deus e o barco sou eu
E o vento forte que me leva pra frente
é o amor de Deus.

Não dá nem mais pra ver o porto que era seguro
Eu sou impulsionada a desbravar um novo mundo."

Don Manuel,
Olvidada e carcomida como a minha barca, mas não dá mais para voltar... O Senhor chama... Como, quando e onde? Ele dirá.

Obrigada por sua poesia tão abençoada!

Um abraço,
Katia